AGOSTO 🔈

24 de Agosto

24 La voz de Juan (Bautista) tomó entonces un tono profético, pasaron visio­nes ante él e hizo resurgir en mí la seguridad de mi futura elevación:

¡0h, fe santa! ¡Tú despiertas el coraje y las virtudes, proporcio­nas el desprecio de los honores y de los sufrimientos, cumples milagros de amor y de sacrificios; adquieres fuerzas y devoción; llevas la libertad al Espíritu y la tranquilidad a los corazones. Tú eres la puerta de la esperanza, la llama de la caridad, la estrella maravillosa que brilla en el cielo oscuro de los náufragos!

¡0h, amor de Dios Santo! ¡Tú sólo te manifiestas al alma creyente y a todo Espíritu fuerte y desligado de las tinieblas!

¡0h, Dios mío! ¡Haz fácil la fe a los hombres que leerán estas palabras y manifiéstales todo tu amor! (pg. 111)

⬆ AA01.- (1ª parte) Qué os preocupa, qué os perturba (9′ 30”)